La Federación de Campesinos de Santa Cruz denunciará ante la CIDH las vulneraciones que sufrieron en los 36 días de paro cívico

La Federación de Campesinos de Santa Cruz denunciará ante la CIDH las vulneraciones que sufrieron en los 36 días de paro cívico

Santa Cruz, 29 de marzo de 2023 (ABI). – La Federación de Campesinos de Santa Cruz denunciará ante la delegación de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) las graves vulneraciones a los derechos humanos que ocurrieron durante el paro cívico de 36 días en Santa Cruz.

“Nosotros hemos tenido contacto con personal de la CIDH, nos han indicado que van a venir para tomar nuestras declaraciones, porque en los 36 días de paro han atacado a esta Federación, la han quemado, incluso habiendo gente adentro”, explicó el máximo ejecutivo departamental de la Federación de Campesinos de Santa Cruz, Franklin Vargas, a Red Patria Nueva.

El dirigente exigió que se haga justicia, porque grupos violentos vulneraron los derechos humanos.

Además, señaló a Luis Fernando Camacho, Rómulo Calvo y el rector Vicente Cuellar como autores intelectuales de estos hechos que se suscitaron en Santa cruz en el 2022.

La misión de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos desde el lunes realiza una visita “in loco” al país para realizar una radiografía de la situación general de los derechos humanos sobre la base de una serie de reuniones como con sectores vulnerables y los afectados por el paro cívico de 36 días en Santa Cruz, entre otros sucesos.

Esta visita es posible después de 17 años.

Durante el lunes y martes se reunió con las autoridades del Ejecutivo, Legislativo y otros. Este miércoles sostendrán una “larga agenda”, entre sus actividades se contemplan encuentros con autoridades departamentales y Asamblea Legislativa de Santa Cruz.

Además, se reunirán con el Comando Departamental de la Policía y la Fiscalía, entre otros.

Violencia

La quema de la sede sindical empezó en respuesta a una marcha de sectores sociales que exigían acabar con el paro cívico que provocó millonarias pérdidas económicas.

La tarde del 11 de noviembre, tras el asedio de horas en medios del paro indefinido cruceño que exigía que el Censo sea en 2023, grupos radicales vinculados a la Unión Juvenil Cruceñista (UJC) tomaron, saquearon e incendiaron la sede campesina, ubicada en la avenida Irala del primer anillo por su oposición al paro cívico.

Según reportes de medios locales, los vándalos armados con palos, petardos y bazucas artesanales se enfrentaron con policías y los rebasaron para destruir las instalaciones, como parte de una arremetida contra instalaciones de sectores sociales opuestos al paro cívico.

Mientras la sede de los campesinos ardía en llamas, otro grupo cercaba, tomaba y saqueaba las oficinas de la Central Obrera Departamental (COD).

La toma y quema de instituciones recordaron a la crisis de 2019, donde el excívico y actual gobernador Luis Fernando Camacho fue uno de los actores principales.

GMM/Mac


© CopyRight — Agencia Boliviana de Información 2024 ABI